Un nuevo concepto: "Design Thinking"

En esta primera entrega de este especial te explicamos qué es el nuevo concepto: "Design Thinking"

Día a día aparecen nuevas tendencias y métodos para llegar a esa anhelada palabra llamada innovación.

La globalización nos ha llevado a vivir en el mundo de la inmediatez, todo se conoce al segundo, por lo tanto, si queremos sobrevivir necesitamos crear productos y servicios diferenciadores, innovadores y de prisa y como algún día se atrevió a decir Antoni Gaudí, cuando fue tan criticado por su magna obra, entre ellas la inconclusa Sagrada Familia de Barcelona: “No hay razón para no probar algo nuevo, solo porque alguien no lo haya intentado antes”. Este simple pensamiento resume el significado de esa palabra tan de moda: innovación.

Y para llegar a probar ese “algo nuevo” han surgido metodologías y una de ellas es el “design thinking”. Encontramos un sin número de definiciones que nos llevan a entender este concepto como una metodología que se ha venido implementando gradualmente en los últimos años en diferentes empresas, como una forma de crear productos y servicios que tiendan a satisfacer de mejor manera las necesidades de los usuarios haciéndolos parte activa del proceso de creación.

Literalmente se traduce como "Pensamiento de Diseño", aunque muchos prefieren hacerlo como "La forma en la que piensan los diseñadores". Se empezó a desarrollar de forma teórica en la Universidad de Stanford en California a partir de los años 70 y su primera aplicabilidad con fines lucrativos como “Design Thinking” la llevo a cabo la consultoría de diseño IDEO, siendo hoy en día su principal precursora, de la mano de Tim Brown.

tim brown

Parte de la importancia y el protagonismo que ha empezado a tener en los últimos años están directamente relacionados con la innovación y la creatividad; que permite a las empresas crear productos capaces de cambiar las reglas del mercado y en la necesidad cada vez más evidente que tienen las organizaciones hoy en día de crear nuevos modelos y formas de entender los problemas a los que se enfrentan, no bajo la lupa de las formas tradicionales, sino de nuevos esquemas en tanto quieran diferenciarse y asumir un papel cada vez más destacado dentro del mercado y su entorno competitivo. Son claros ejemplos de este pensamiento empresas como Apple, Google, Zara, Airbnb, Uber, entre otras.

En nuestra próxima publicación te explicaremos los 5 pasos básicos para el "Design Thinking" y cómo poner en práctica este innovador concepto. 

(clíc para leer parte 2)

 

Etiquetas: Marta Roldán

footer

footer


Síguenos en Instagram  byn @optimainspira